jueves, 26 de mayo de 2011

Chacón, la mujer once.



Discurso íntegro
-Comentarios a su discurso

"Comparezco ante ustedes para anunciarles que he tomado la decisión de no
concurrir a las elecciones primarias para elegir el próximo candidato a
presidente de Gobierno para las elecciones generales de 2012 del Partido
Socialista.
Como ustedes saben, el pasado día dos de abril José Luis Rodríguez Zapatero
comunicó su decisión de no encabezar por tercera vez la candidatura socialista
a las elecciones generales. Desde ese momento, numerosos afiliados de toda
España, de todos los rincones de España, me han animado a optar a esa
candidatura para abrir una nueva etapa y un nuevo proyecto en el Partido
Socialista.
Respondí afirmativamente a esos compañeros. Si bien, he mantenido una
discreción absoluta para cumplir con las reglas que los propios socialistas nos
dimos en el pasado Comité Federal del día dos.
Quería encabezar un proyecto que recuperara y actualizara las señas de
identidad de la socialdemocracia
y aplicara la ambición de Igualdad y de Justicia
en un contexto de crisis. 
-¡Vaya!, alguien del PSOE que acepta que han perdido sus señas de identidad.
Que movilizara todas las energías del país para combatir el paro y, en particular, para combatir el desempleo de nuestros jóvenes, que les excluye del trabajo, que es uno de los derechos principales de ciudadanía.
-¿Un poco tarde no? Aunque desvelar eso implica aceptar que ese proyecto no es el de Zapatero.
Quería encabezar un proyecto que reafirmara la autonomía de la política frente a los grandes poderes económicos y que distribuyera los sacrificios de la crisis con la máxima equidad. 
-Bien, pero olvida que ella está en el proyecto zapaterista que ha olvidado eso. Y parece olvidar también que es Ministra de su gobierno. Y que para poderes económicos, los que representa su marido.
Quería encabezar un proyecto que recuperara la dignidad y el prestigio de la
política
, tal y como nos han reclamado miles de ciudadanos en las urnas y
también en la calle. 
-¿Así que se ha enterado alguien en este gobierno de ese mensaje? Una de las responsables del rechazo pretendiendo liderar.., ¿qué?
Quería abrir espacios de participación, acreditar con hechos que la política
democrática y la corrupción son radicalmente incompatibles
.  
-Pues en el propio gobierno tiene a quien explicarle eso, y un hecho sería que pidiera su dimisión del cargo y de la Presidencia de Honor de su partido.
Quería encabezar un proyecto que afirmara nuestra visión de España, unida y plural
-¿La visión de quién? ¿De Zapatero, al que has seguido cuan perrita faldera? ¿O quizá la de los socialistas catalanes, más nacionalistas que nadie, Carma? Visto lo visto no parece que sea esa su visión.
Que mejorara la cooperación y la colaboración entre CCAA, y quería hacerlo sin renunciar a mi identidad, catalana y española. 
-Para eso no hacía falta alforja alguna, eso se hace desde el Gobierno. Y si legalmente no se puede, es que las leyes están mal y hay que cambiarlas. ¿Lo de española va por aquello de Todos somos Rubianes y la puta España?
Quería encabezar un proyecto que preservara los aciertos de la última década,
los avances enormes alcanzados por las mujeres, por los homosexuales, por las
personas dependientes…
-¿Mande? ¿Sabe cuantas personas que podrían encuadrarse en dichos apartados están sufriendo los tremendos errores de estos últimos siete años?
Un proyecto que, a la vez, corrigiera los errores que hayamos cometido y de los
que me considero tan responsable como el que más.  
-Eso sí es cierto, tan responsable como el que más de la situación en la que estamos y en la que se descubrirá si dejáis el gobierno. El pirómano metido a bombero. Perdón, bombera.
Un proyecto que integrara generaciones socialistas y no las enfrentara.
-¿Generaciones socialistas? ¿No sería mejor evitar que se enfrenten generaciones de españoles? ¿Acaso se nace socialista? Espero que tu hijo haya nacido con el capullo en su sitio y no en la frente.
Un proyecto que tomara el relevo de las grandes transformaciones que han
impulsado el avance de España: las del Gobierno, primero, de Felipe González
y, después, de José Luis Rodríguez Zapatero.
-Pues miratúpordonde, me alegro de que no te saliera bien ese proyecto, porque apañados iríamos.
Sigo creyendo en ese proyecto y seguiré trabajando  para ese proyecto, pero
considero que hoy debo dar un paso atrás, para que el Partido Socialista de un
paso adelante. 
-Parece que para lo que ha estado trabajando hasta ahora no es otra cosa que para el proyecto zapaterista que ha obtenido estos resultados, ¿o no? O sea, que das un paso atrás y sigues en tu zapaterismo.
Desde el primer momento ha habido quienes, desde el Partido Socialista, se
movilizaron contra la celebración de unas elecciones primarias que son las
previstas para elegir candidato en los Estatuto del Partido. Alegaban que dar la
voz a los militantes generaba división y urgían a la designación de un candidato
único.
El severo castigo electoral que recibió el Partido  Socialista hizo que esos
movimientos, en vez de amainar, se recrudecieran.
En los últimos días hemos asistido a una escalada que pone en riesgo la unidad
del Partido, la autoridad del Presidente del Gobierno y Secretario General,
nuestra imagen colectiva como partido e, incluso, la estabilidad del Gobierno.
Y, justamente, eso era lo único que podía hacerme reconsiderar una decisión
que tenía bien tomada: que estuvieran en riesgo los intereses del Partido
Socialista, nuestra imagen colectiva como proyecto, la autoridad del Presidente
del Gobierno y Secretario General y, por supuesto,  la estabilidad del Gobierno
de nuestro país.
Yo ingresé en una sede socialista cuando tenía apenas 16 años. Era apenas una
adolescente, pero estaba convencida que quería defender los ideales de
Justicia, Libertad, de Igualdad… cualquier que intuyera en aquel momento,
alguien que era sólo una adolescente. Lo hice porque sabía que estos ideales
sin una organización fuerte y unida que los defienda, no son nada.
 
-Eso es sectarismo vocacional. Y puede que hasta perversión de menores por parte del partido.
Hoy considero que mi mejor aportación es esta decisión en pro de la unidad de
mi partido y de una reflexión serena por parte del  Partido Socialista. Hay
quienes piensan que el futuro se conquista con fuerza, y es verdad. Pero en el
Partido Socialista sabemos que el futuro se conquista con fuerza y con
generosidad.
Estoy a disposición, como siempre, de nuestro Secretario General y Presidente,
y también, y lo estoy sin condición alguna, a disposición de este Partido y de
quien este Partido considere que debe ser el candidato a las próximas
Elecciones Generales de 2012. Muchas gracias”. 
Y todo esto con lágrimas en los ojos. Hace nada estaba pidiendo a Zapatero que aclarara las infrestructuras con las que podrían contar los candidatos a primarias. Afuera lloviendo y ella pidiendo sombrilla como si nada. Pero en cuanto cae un rayo sale huyendo despavorida. No parece de madera de presidencia, no.

Hace menos de una semana anunciaba que veríamos maravillas. Extraño concepto de lo que entiende por maravilloso. Lo que sí parece es que, si para algunos ayer mismo era la mujer 10, ahora es la mujer once. Por lo de su ceguera. (Con todo mi respeto para la ONCE y sus integrantes, que seguro tienen mucho más sentido del humor que esta troupe y me perdonarán el juego de palabras)

Me alegro de su retirada pues, visto de lo que es capaz este PSOE actual, hasta podría haberla designado. Y si Zapatero ha liado la que ha liado con su ayuda, ni que decir tiene la que podría haber liado esta pijaprogre zapaterista, ¿arrepentida?, sin su gurú al lado. Su ceguera es tal que le ha impedido ver venir a la vieja guardia enfilada hacia ella. Me alegro de su fracaso, que puede ser pasajero, no del triunfo de la vieja guardia con Rubalcaba al frente.

Este circo ya no es serio porque hasta los payasos han perdido la gracia. Y ya se sabe que un circo serio tiene que tener gracia. Pagas, pero al menos te ríes. Aquí pagamos y encima se ríen de nosotros, precisamente los que hacen con nuestro dinero lo que les da la gana menos gestionarlo bien. Por eso me suena a coña marinera cuando algunos ya hablan de la generosidad que ella misma se ha atribuido. ¿Generosidad? ¿Qué es lo que ha regalado?

Lo que no termino de entender es que, después de que ha descubierto que trabajaba en un proyecto distinto al que encabeza Zapatero, no deje de formar parte del gobierno que éste preside y que, según se desprende de su declaración, ha perdido las señas de identidad de la socialdemocracia y carece de la ambición de Igualdad y de Justicia.