martes, 8 de noviembre de 2016

Cabalgando desconciertos.



Podemos dice, por boca de su secretario de Relaciones Internacionales, Pablo Bustinduy, que "Nos desconcierta que el Rey, que se supone nos representa a todos, vaya a sacarse fotos con dictadores sanguinarios". En enero, cuando se supo que había intención de que se realizara este viaje, Podemos pidió directamente que se suspendiera.

Cuando "dictadores sanguinarios" les dan dinero a ellos para ayudarles a implantar en España y América latina movimientos desestabilizadores, entonces hay que "cabalgar contradicciones" y aceptarlo. Pero si es para crear 3.000 puestos de trabajo a españoles y generar riqueza que permita ayudar a mantener el Estado de Bienestar para todos, entonces no; entonces se desconciertan.

Eso sí que son desconcertantes cabalgadas.