jueves, 12 de febrero de 2009

Un Alcalde muy puesto.

Esperanza Aguirre, al ver este vídeo anoche, creyó que era otra tomadura de pelo de Wyoming.

Pero no, el Ayuntamiento de Madrid ha dicho que Gallardón afirma que es real y que es él mismo, al tiempo que se muestra indignado con quienes dejan caer que estaba borracho. A mí borracho no me parece, pero puesto va, y mucho; lo que es aún peor, porque no parece que su colocón sea de unas copas. Ya se sabe que socialmente el puntito copero no está mal visto y hasta parece simpático. Claro que más simpático parecerá en ambientes progres si el colocón es de otra cosa. Y éste ya se sabe que tanto puede ser más franquista que Franco, como más rojo que Caperucita; y por supuesto, mucho más progre que Wyoming. Ahora sí, pijo lo es un rato, y hasta parece querer sobrepasar a Pocholo en payasadas.

Juzguen ustedes: